Incontinencia Femenina



El láser: Un tratamiento seguro para la incontinencia urinaria femenina.


La incontinencia urinaria —pérdida del control de la vejiga— es un problema frecuente y que a menudo causa vergüenza. La intensidad abarca desde perder orina ocasionalmente cuando toses o estornudas hasta tener una necesidad de orinar tan repentina y fuerte que no llegas al baño a tiempo.

Si bien ocurre con mayor frecuencia a medida que las personas envejecen, la incontinencia urinaria no es una consecuencia inevitable del envejecimiento.

Muchas mujeres padecen de incontinencia urinaria, debido a varios factores: mujeres que cargan mucho peso por su trabajo, fumadoras y deportistas de élite.

La incontinencia urinaria se produce porque los mecanismos musculares y fasciales sobre los que se apoyan anatómicamente la vejiga y la uretra van perdiendo fuerza pero también por la rotura y envejecimiento de fibras de colágeno del tejido conectivo suburetral.

La terapia con láser para el tratamiento de la incontinencia urinaria de esfuerzo leve y moderada, basada en la estimulación no ablativa fototérmica, estimulando la remodelación del colágeno y la síntesis de nuevas fibras a lo largo de la pared vaginal anterior y región periuretral.

El resultado final de la neogénesis de colágeno es la contracción y endurecimiento del tejido de la mucosa vaginal y la fascia endopélvica rico en colágeno y, posteriormente, un mayor apoyo a la vejiga y la recuperación de la función normal de la continencia.

El láser estimula la producción del colágeno a este nivel produciendo una contracción y aumento de firmeza de los tejidos de la mucosa vaginal.






Solicite turno